El perro me hablo- cadáver exquisito-

Me dolía, recuerdo que verla me dolía, pero ella era feliz, mañosamente albergaba mil justificaciones para acercarme a ella, quería un poco de ella, lo que me hacía falta, 5, 4, 3, 2 pasos más cerca de mí, tenía que hacer algo, le grité – ¿es que no me ves?- poniendo mi pie debajo de ella.   Ella sonrió de una manera sospechosa, como si … Continúa leyendo El perro me hablo- cadáver exquisito-

Confusiones mínimas, pequeñas, enanas.

Los viajes, son viajes, sean físicos, astrales, imaginarios o simbólicos, siempre nos dejan algo, una lembranza, un pequeño detalle que nos recuerda la experiencia vivida, y esta perfecto, no tengo ningún problema con que la gente quiera llevarse un poco de lo que vivió, sólo no esperaba ser yo ese pequeño detalle. Mi nombre es  Yordi, soy un enano víctima de una confusión, y está … Continúa leyendo Confusiones mínimas, pequeñas, enanas.