El tedio antes de escribir este título.

5 mm, 3 mm, 8 mm, de la pared a la nariz agrietada por el alto consumo de grasas y cárnicos embutidos que según la OMS dan cáncer ademas de orificios en las superficies nasales y granos en las nalgas, se abren y dilatan las pupilas tras el cambio de distancia y enfoques y desenfoques, entre los cuales el alma sale y vuelve en la búsqueda de una razón para quitar el peso de la presión atmosférica sobe la ya desgarrada amargura de no haber vivido un día con algo relevante que contar, contar un acto natural, natural como el dolor, angustia, compulsión, aberración, cualquier cantidad de adjetivos y adverbios y hasta verbos negativos y desafiantes de los cuales podría agárrame para escribir, pero me educaron desde chico con la evasión a dichas sensaciones, no este triste, no este amargado, eso no son penas, ahora navego perfecta y cotidianamente en ellas, las abrazo, pero y que de …¿la felicidad? ¿la euforia? ¿la paz? ¿el gozo? ¿el disfrute? no nos enseñaron a regular eso, y cuando cualquiera se encuentra en ese estado se ve tan sin control de si mismo, me asusta ver a todos sonreír mientras yo sigo con la mirada triste.

Tomo aire, le subo muchos decibeles a la canción que esta sonando, salgo de la pastosa y estucada pared unos centímetros hacía atrás y giro ritmicamente, me dejo llevar, todos siguen ahí, saboreando y embriagados de emociones que no creo dignas de seres como los presentes, abro los ojos al momento y consciente de mi soledad en medio de tantas personas, cada una de ellas tan egoísta como yo busca su ratico de placer, pero la diferencia entre todos y nadie es que nadie se siente tan solo con todos en este momento, el universo me ha premiado con los vicios solitarios, y como si la gravedad hubiese aumentado a 32m/s2 me muevo lento en medio de los volátiles y etéreos seres a mi alrededor, unos sudorosos y extasiados por sustancias que crearon los mejores farmacéuticos de la ciudad y ahí la veo, ella firme y solida, sin personalidad, linda por fuera y tan amarga como yo por dentro, pero…¿por qué ella habría de escogerme a mi? cuando ha estado con inmortales, seres que han llevado en su compañía un arte a un nivel del cual Dios castiga por la soberbia, me toma mucho tiempo pasar por los cuerpos libidinosos y algunos desnudos ya dándose a placeres carnales y básicos tan temprano, no hay que comer antes de alimentar el alma y el espíritu, yo ya acercándome a ella, la contemplo, la leo, la tomo, la peso, peso su historia, con suavidad la tapa la dirijo en contra de las manecillas de reloj, el cual ya es inútil, el tiempo dejo de ser importante, y el marca pasos es el ritmo del corazón, el rito, todo arte tiene su rito.

El calor, el fuego, la cuchara, la vaporisación, el tinte, el agua, la soda, la copa, el brindis: por lo que seremos, por lo que fuimos y porque nunca sepamos lo que somos, el trago, el ardor, la quietud, la calma, el sacudon, el mareo, el inetantar entender e interpretar que te quiere decir, a dónde te quiere llevar esta vez, cada paso se hace mas ligero, entorpecer movimientos y choques con otras moléculas del universo, el rebote, la distorsión y los personajes imaginarios anidados en representaciones fugaces y existentes debajo de la cama a los 7 años, el ver las subcapas de una micro sociedad enferma y auto-destructiva compartiendo mi santuario, los quiero fuera y los omito de mi mente dejan de existir, todo a mi paso deja de existir, solo queda el escritorio y el ordenador prendido en una pagina en blanco.

Levito al mismo tiempo que escupo babas de verdad mirando hacía mi destino, la pagina en blanco,  me estorba y entorpece en el camino la superposición de unos labios que desean robar un poco de las mil almas que he ingerido, la aparto con violencia de mi propósito, tímidamente miro el vació constructo llenarse de personas en su entrópia, y recuerdo que están ahí y siento que me ven y juzgan, esperan siempre esperan más de lo que quiero dar, les doy la espalda y esta la blanca pagina, enemiga y amiga de otros que como yo pintamos con palabras, voces, dirigidas a nadie y entendidas por todos, tensión, calor, pagina que me ciega, me quema, calor, me quito la chaqueta mientras otros posan cobijas sobre si, a 2.900 mts de altura el frió congela, mi alma haciende a 3.600 mts de altura, se sale de la atmósfera se quema, los gases espaciales me hacen alucinar, me quito la camiseta, el pantalón, las medias, me levanto para retirar mis calzones y las miradas me reprueban y las palabras moralistas me aferran a la silla nuevamente, calor, ritmo, las manos rascan la superficie craneocefalica esperando ideas, vomito, verdad, ningún recuerdo, ninguna idea, solo el tedio de una mente tan blanca como la hoja, solo esta el presente y lo presento con la hoja, y vea que muy bien si se entienden.

Solo espero no llegue el día que como al decir mi abuelo que el hombre es la suma de sus vicios me enfrente a dicha pagina sin ninguno de ellos, como hoy.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s